Descubriendo los Miradores de Lisboa

Lisboa es la ciudad de la luz; la de la nostalgia, el fado y las calles empinadas. La de los tranvías. La de los rincones que solo aparecen si perdemos el rumbo. La de los miradores. Hoy os voy a hablar de ellos, porque Lisboa enamora como desde ningún otro sitio desde las alturas. ¿Me acompañas a descubrir los mejores miradores de la ciudad?

LOS MIRADORES DE LISBOA

La ciudad de las Siete Colinas debe su nombre a la caprichosa orografía del terreno sobre el que se asentó en sus orígenes, algo que dió lugar a un sinfín de miradores que vigilan desde lo alto su laberinto de callejuelas. Es ahí donde descubrimos la belleza de Lisboa en todo su esplendor. Y es que la ciudad cuenta con mas de veinte balcones, desde los que podemos descubrir su belleza y luz únicas.

El Mirador de Graça, el de Santa Justa, el Mirador de Santa Lucia… son algunos de los miradores que podemos encontrar, pero esta vez no os voy a hablar de todos. Solamente lo haré de mis cinco balcones favoritos. ¿Me acompañas?

Mirador de Sao Pedro de Alcantara

LOS CINCO MIRADORES IMPRESCINDIBLES

Resulta muy difícil quedarse con solo cinco, pero comenzaremos el recorrido en uno que, aunque probablemente no tenga las mejores vistas sobre la ciudad, es uno de los mas representativos de la capital portuguesa. Os hablo del mirador del Elevador de Santa Justa. Con mas de 45 metros de altura, es uno de los rincones mas fotografiados y visitados de Lisboa además de ser un útil medio de transporte para llegar al Chiado desde La Baixa. Inaugurado en el año 1902, su estructura nos recuerda a la Torre Eiffel, brindándonos las mejores vistas sobre el centro de Lisboa. Conviene tener en cuenta que si decidimos subir en él, es preferible hacerlo en horas de no mucha aglomeración, ya que se forman colas importantes prácticamente a todas horas del día. Su precio, 5 euros (ida y vuelta + acceso al mirador).

Pero si no queréis hacer cola o pagar 5 euros por las vistas, no os preocupéis porque cerca de allí, en pleno Barrio Alto, encontramos otro de los balcones imprescindibles de la ciudad, el Mirador de Sao Pedro de Alcantara. Un rincón lleno de paz, desde el que descubriremos una de las mejores vistas sobre lugares tan representativos como el Castillo de San Jorge, la Catedral de Sé o la Iglesia de São Vicente de Fora, entre otros. Además, un panel formado con preciosos azulejos nos servirá de referencia para descubrir lo que tenemos ante nuestros pies. Sin duda, un balcón inolvidable que no podéis pasar por alto.

Mirador das Portas do Sol

Atravesamos hasta el otro lado, donde nos esperan otros tres miradores que no podemos dejar de visitar. El primero, en pleno barrio de Alfama: el Mirador das Portas do Sol. Un lugar mágico que, como su propio nombre indica, es precisamente eso, una puerta abierta al sol. Allí podremos hacer un alto en el camino y tomar algo, o simplemente deleitarnos con la belleza de un rincón imborrable, donde los rayos parecen brillar como en ningún otro lugar de Lisboa, pintando de colores cada detalle del entramado de casas y callejuelas que bordean el Tajo ante nosotros.

Pero si nos hemos quedado con ganas de más, y queremos disfrutar de otra perspectiva de Alfama, muy cerquita de allí encontraremos escondido uno de los miradores mas bellos que podemos visitar en Lisboa. Quizá no tenga las mismas vistas que Portas do Sol, pero el Mirador de Santa Luzia, es uno de los más coquetos y románticos de toda la ciudad. Cubierto por una preciosa pérgola decorada con buganvillas y azulejos, merece la pena detenerse en sus bancos de piedra para disfrutar de un rincón que difícilmente podréis olvidar. No obstante, es uno de los miradores mas famosos de la ciudad.

Pero esperad, porque aún nos queda un último. Y este… os cuento un secreto: es mi rincón favorito de toda la ciudad. Encaramado en lo alto de la colina, donde aún se levantan las paredes de uno de los símbolos de la capital portuguesa, emerge toda la grandeza y esplendor de la nostálgica ciudad de los azulejos. Os hablo del Mirador del Castillo de San Jorge. Hay veces que las sensaciones no se pueden escribir con palabras, y esta es una de ellas, pero lo que es seguro es que no hay en Lisboa otro lugar igual para descubrirla desde las alturas. Para acceder a él debemos hacernos con la entrada del castillo, pero creedme si os digo que solamente por las vistas merece la pena pagar el precio de la entrada (8.5 euros). Un rincón en el que aún los cañones aguardan la llegada de navíos, regalándonos una estampa que permanecerá en nuestras retinas para siempre.

Elevador de Santa Justa

MIS IMPRESIONES

No hay mejor manera de conocer Lisboa que perdiéndote por sus calles, pero si quieres enamorarte de ella de verdad, entonces tienes que descubrir sus miradores. Da igual los que elijas, porque muchos aparecerán sin que lo esperes, pero solo cuando tengas Lisboa a tus pies lo comprenderás. He elegido cinco rincones, los que a mi mas me impresionaron, pero te animo a descubrir todos y cada uno de ellos porque cada cual tiene su propia magia. El mirador de Graça, el de Senhora do Monte, las vistas desde el Monumento aos Descobrimentos… cualquiera es una buena escusa para descubrir Lisboa desde donde nunca hubieras imaginado.

Mirador del Castillo de San Jorge

¿Mas entradas sobre Lisboa? Click aqui.
Sígueme en Facebook: https://www.facebook.com/ElCuadernoViajero

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s